12 de febrero de 2002

FRESCOS DE LUZ
"Going Forth by Day. Frescoes of light" es la nueva muestra de Bill Viola que presenta el Guggenheim de Berlín; Viola es uno de los grandes videoartistas del momento.
Se formó a principios de los setenta en la Universidad de Siracusa, en Nueva York, donde entabló amistad con importantes videocreadores como Paik Nam June y está considerado como un pionero del vídeo y la videoinstalación.
En 1995 representó a Estados Unidos en la 46ª edición de la Bienal de Venecia y entre 1997 y 2000 su obra fue objeto de una gran exposición que viajó por Europa y Estados Unidos.
El Centro de Arte Reina Sofía le dedicó una exposición en 1993, "Unseen images", en la que se expusieron piezas memorables, como un impresionante díptico de la vida y la muerte en el que la agonía de su madre y el nacimiento de su hijo se proyectaban simultáneamente en la penumbra de una sala.

El proyecto que se presenta ahora en el Guggenheim de Berlin, y que es el séptimo que realiza específicamente por encargo de este centro, retoma la reflexión sobre la inexorable sucesión de los ciclos naturales.
Going Forth by Day está integrada por cinco proyecciones de VHD (video de alta definición) de unos 35 minutos de duración y en las que se exploran los diferentes estados de nacimiento, muerte y resurrección. Los títulos de los distintos paneles son: Fire/Birth, The Path, The Deluge, The Voyage y First Light .
Viola ha mencionado que al concebir el proyecto tenía en mente el ciclo de frescos realizado por Giotto para la capilla Scrovegni de Padua; esta no es la primera vez que Viola toma como fuente de referencia la obra de un maestro del Renacimiento italiano; ya en otras instalaciones como The City of Man (1989) o The Greeting (1995) había vuelto sus ojos hacia la pintura sobre tabla y hacia las imágenes religiosas de Jacopo Pontormo con el objetivo de investigar cuestiones intemporales relativas a la composición, el paisaje, el gesto y la emoción.



The Deluge. Panel 3. Going Forth by Day. Frescoes of light.


Anotaciones para una obra

...Yo diria que el tiempo es la base fundamental, el material basico de mi trabajo./...Habré tenido exito si una persona se marcha con una imagen, un pensamiento, un descubrimiento, un sentimiento que pueda utilizar en su vida, incluso aunque no pueda recordar mi nombre...Las cosas se han atrasado mucho en el mundo del arte contemporáneo...Estas son las cosas esenciales sobre el arte, y las practicas analiticas criticas que dominan nuestras vidas como profesionales del arte son funciones secundarias./ Cuando la gente me pregunta que significan mis obras, matan la posibilidad de que puedan significar otra cosa./...todas estas ideas y areas que me han interesado, filosóficas, religiosas, espirituales, la condición humana, se están juntando, y ahora, sobretodo despues de una experiencia como la muerte de mi madre o el nacimiento de mi hijo, los materiales que utilizo (videocamaras, proyecciones, altavoces, etc.) se convierten solo en otro modo de hablar de estas cosas, y la propia discusión se vuelve más importante que la naturaleza de los materiales.

Declaraciones de Bill Viola extraidas de una conversacion que mantuvo con Alexandre Puehringer y Otto Neumaier a finales de 1992, publicada por primera vez en el numero 1 de la revista MEDUSA, Art & Artists Today. Noema Press, invierno 1994/95. Traducción publicada en la revista Lapiz, no113, junio 1995, pp. 58-65.