15 de febrero de 2002

CO-BR-A
El grupo Cobra fue la contribución más significativa de Dinamarca al arte europeo de la postguerra. Cobra fue fundado en 1948 en París por una serie de artistas abstractos que provenían de Dinamarca, Bélgica y los Países Bajos, cuyos pilares fueron el poeta belga Christian Dotremont y el danés Asger Jorn.
Las siglas de Cobra corresponden a las primeras letras de Copenhague, Bruselas y Amsterdam.
La creatividad de Asger Jorn y sus numerosos contactos personales garantizaron el sello internacional y la amplitud de espíritu de este grupo. Durante los tres años en los que los artistas de Cobra lograron permanecer unidos como movimiento organizaron muchas exposiciones y publicaron varias revistas. El estilo característico de Cobra culminó en 1951, tras la disolución del grupo.

La Fundación Tàpies de Barcelona presenta estos días una exposición dedicada a Asger Jorn, que además de pintor fue escultor e historiador del arte. Jorn es uno de los renovadores del panorama artístico europeo en la segunda mitad del siglo XX. La experimentación es la palabra clave a la hora de definir su obra.
Al inicio de su vida artística estuvo vinculado al surrealismo que practicaban pintores como Miró o Arp; después estuvo vinculado a dos movimientos artísticos claves del siglo XX: el grupo Cobra y la Internacional Situacionista.

El situacionismo le servirá como plataforma para articular un discurso artístico basado en la conjunción de la creación cultural de vanguardia y la crítica social revolucionaria. En esta época, Jorn comienza su serie de "modificaciones", obras creadas a partir de los retoques que él mismo reliza sobre cuadros anónimos.
Tras abandonar el grupo situacionista en 1961, Jorn comenzará su labor de estudioso del arte escandinavo y sus últimos años los dedica a desarrollar obra escultórica en cerámica.