26 de septiembre de 2001

EL DIARIO DE SHACKLETON
El 8 de agosto de 1914, dos años después de que Amundsen llegara al Polo Sur, Shackleton y su tripulación partieron desde Inglaterra hacia el mar de Weddell en la Antártida. Quería lograr su sueño: atravesar a pie toda la Antártida.
Tras hacer escala en Buenos Aires, sin haber llegado aún a la Antártida, el barco de Shackleton, el Endurance, se vio atrapado entre los témpanos. En enero de 1915, en el mar de Weddell, quedó el barco totalmente inmovilizado.
Durante meses, Shackleton y su tripulación permanecieron en el barco soportando temperaturas muy bajas, pero en octubre de 1915, los hielos rompieron el casco y el Endurance se hundió.
La tripulación logró salvar los botes y, durmiendo sobre témpanos, alimentándose de focas y arrastrando los botes, en agosto de 1916 llegaron a la isla Elefante, donde permanecieron 105 días hasta ser descubiertos.

Además de este viaje final, ya que Shackleton moriria en 1922, otras de sus expediciones fueron recogidas en un diario y otros archivos que ahora han sido comprados por el Instituto Scott de Investigación Polar, en Cambridge.
Como curiosidad, en la puja de los bienes de Shackleton, había una chocolatina Cadbury de hace unos 100 años, que le acompañó en su primera expedición a la Antártida durante el mítico viaje de Robert Scott entre 1901 y 1904.

arrastrando_bote